jueves, 10 de noviembre de 2016

EL TUNTÚN DE PASA Y GRIFERÍA, de Luis Palés Matos

La música, la magia, la cachondez, lo pagano, el hombre negro, son algunos de los elementos que se conjugan en esta coreografía poético-lingüística que es el Tuntún de pasa y grifería.La estructura, compuesta de Tronco, Rama y Flor, nos recuerda a un género de baile antillano, dividido en tres ritmos o momentos con iguales nombres. Además, hay un paralelismo con la contradanza criolla, género bailable ubicado en las llamadas piezas de cuadro, pero que se divide en cuatro figuras de baile.La elasticidad del lenguaje, su maleabilidad para acomodarse a las referencias de la negritud, es el marco que presenta el origen y el rumbo de una identidad que, por fortuna, se negó a desaparecer.
África llegó a América para enseñarle a bailar y a cantar con alegría lo que la tristeza quiere decir.  La humillación, el oprobio y la miseria son elementos tácitos en el poema, una vez hecha su contextualización.




La lectura sincopada o jaezada es un valor agregado que Palés Matos nos regala, pues no se puede leer el poema en ritmo pausado y solemne, entonces la lectura exige el canto o el “habla jaezada”, por decirlo de alguna manera.  
Palés Matos hizo poesía musical y nos conmina a hacer lectura musical, una lectura solfeada del poema.  Al leer de esta forma el Tuntún de pasa y grifería, formamos parte del acto tribal, de la invocación, del canibalismo; nos ponemos la máscara de negro y sufrimos como él: cantando.



miércoles, 2 de noviembre de 2016

FUTURISMO FRENTE A CREACIONISMO EN ALTAZOR



El futurismo constituye la primer vanguardia que registra su objetivo y estética, y su alcance en las demás rupturas artísticas fue rico y variado.  Partiendo de premisas importantes que establece Marinetti en su Manifiesto Futurista, podemos hacer una comparación con las propuestas, casi imperativas, que lanza Huidobro en los diversos textos programáticos referentes al creacionismo.
En primer lugar, tenemos el postulado futurista que promulga la abolición del adverbio, debido a su calidad de nexo entre las palabras y que, desde esa perspectiva, resulta una categoría monótona, pues suprime el movimiento.  Aunque Huidobro nunca menciona la supresión de dicha categoría, en su Creación Pura exhorta al poeta a eliminar todo lo superfluo.  En Altazor hay algunos adverbios explícitos, y también recurre a la locución o frase adverbial.  Veamos algunos ejemplos:

Hace seis meses solamente
Dejé la ecuatorial recién cortada
En la tumba guerrera del esclavo paciente

Y más adelante:

Las llanuras se pierden bajo tu gracia frágil
Se pierde el mundo bajo tu andar visible
Pues todo es artificio cuando tú te presentas
.................................................................................
Elemento de lágrima que rueda hacia adentro
Haces dudar al tiempo
Y al cielo con instintos de infinito
Lejos de ti todo es mortal
.................................................................................
He aquí tu estrella que pasa
Con tu respiración de fatigas lejanas

En el prefacio encontramos lo siguiente:

Mi paracaídas empezó a caer vertiginosamente.  Tal es la fuerza de atracción de la muerte y del sepulcro abierto.  Podéis creerlo, la tumba tiene más poder que los ojos de la amada.
La tumba abierta con todos sus imanes.  Y eso te lo digo a ti, a ti que cuando sonríes haces pensar en el comienzo del mundo.

En todos los ejemplos, los adverbios de modo, tiempo, cantidad y lugar están subrayados.  En el Canto IV hay una reiteración del adverbio de lugar “aquí”, sin embargo, lejos de representar un elemento accesorio o de conexión, el adverbio enfatiza el ritmo, el espacio y protagoniza un pasaje del poema.  El lugar se convierte en referencia y el adverbio en deíctico y casi en pronombre.  El sintagma fijo “aquí yace” se reivindica, y con él, el epitafio:

Aquí yace Carlota ojos marítimos
Se le rompió un satélite
Aquí yace Matías en su corazón dos escualos se batían
Aquí yace Marcelo mar y cielo en el mismo violoncelo
Aquí yace Susana cansada de pelear contra el olvido
Aquí yace Teresa esa es la tierra que araron sus ojos hoy ocupada por su cuerpo
Aquí yace Angélica anclada en el puerto de sus brazos
Aquí yace Rosario río de rosas hasta el infinito
Aquí yace Raimundo raíces del mundo son sus venas
Aquí yace Clarisa clara risa enclaustrada en la luz
Aquí yace Alejandro antro alejado ala adentro
Aquí yace Gabriela rotos los diques sube en las savias hasta el sueño esperando la resurrección
Aquí yace Altazor azor fulminado por la altura
Aquí yace Vicente antipoeta y mago

Esta larga cita demuestra el uso diferente que Huidobro da al adverbio: el movimiento.  Cabe destacar que sólo hay un adverbio más que se utiliza: hoy; así como una locución adverbial que él introduce o crea: ala adentro.  En otras ocasiones, Huidobro crea oraciones con frases que funcionan adverbialmente, pero que no incluyen un solo adverbio, o lo sustituyen:

El mundo se me entra por los ojos
Se me entra por las manos se me entra por los pies
Me entra por la boca y se me sale

En este ejemplo, los subrayados funcionan como adverbios de lugar y no son, en ningún caso, ni adverbios ni locuciones adverbiales.  Huidobro crea una nueva forma de presentar una categoría limitada por su estatismo y su poca emotividad.  En su lugar, está el sustantivo adverbializado.  Encontramos otro ejemplo similar en el Canto I, en donde vemos una verdadera abolición del adverbio:

Cae en infancia
Cae en vejez
Cae en lágrimas
Cae en risas
Cae en música sobre el universo
Cae de tu cabeza a tus pies
Cae de tus pies a tu cabeza
Cae del mar a la fuente

En esta cita, se suprime el adverbio que por lógica debería estar.  Los adverbios de modo suprimidos son: infantilmente o como niño, como viejo, llorando, riendo, musicalmente; recordemos que una de las propiedades del gerundio es poder fungir como la categoría que analizamos.  Los adverbios de lugar se omiten  y se sustituyen por las preposiciones de y a.  
Por otra parte, el creacionismo da una gran importancia al sustantivo, mismo que para el futurismo debía tener su doble en yuxtaposición y sin ningún tipo de nexo prepositivo o comparativo, con el fin da fundirlos.  Huidobro incluye algunas frases sustantivadas como La langosta de la tempestad, La noche está de sombrero, Cae en infancia, Cae en lágrimas, Rumor de aliento de frase sin palabra, o mejor aún: Ni dar anillos de planetas, que bien podría ser más lógica o convencional si dijéramos: Ni dar anillos planetarios o Ni dar anillos como planetas.  En estas oraciones el sustantivo es el protagonista que define la totalidad del significado o significados de las mismas.
Ante el apremio de que lo vago se precisa, Huidobro pone especial atención al sustantivo, categoría que desfila más de una vez dentro de la oración:

Dios diluido e la nada y el todo
Dios todo y nada
Dios en las palabras y en los gestos
Dios mental
Dios aliento

 

Y otro ejemplo:

                                                Alhaja apoteosis y molusco
...........................................
Muerte el violoncelo
Una bujía el ojo
....................................
Viento flor
....................................
Cristal nube
Molusco sí por violoncelo y joya


En ocasiones, Huidobro no yuxtapone los sustantivos como los futuristas, sino que hace intersecciones del nombre en otro nombre o nombres, dando lugar a un tercero o cuarto:

Pero el cielo prefiere el rodoñol
Su niño querido el rorreñol
Su flor de alegría el romiñol
Su piel de lágrima su rofañol
Su garganta nocturna el rosolñol
El rolañol
El rosiñol

Pero quizá e mejor ejemplo de deconstrucción sustantiva que hace el poeta chileno es el siguiente:

Al horitaña de la montazonte
La violondrina y el goloncelo
Descolgada esta mañana de la lunala
Se acerca a todo galope
Ya viene viene la golondrina
Ya viene viene la golonfina
Ya viene la golontrina
Ya viene la goloncima
Viene la golonchina
Viene la golonclima
Ya viene la golonrima
Ya viene la golonrisa
La golonniñaLa golongira
La golonbrisa
La golonchilla
Ya viene la golondía

En el último ejemplo, se aprecia la combinación de dos sustantivos que forman un tercero, en donde se omiten los nexos y verbos que pudieran unirlos.  Huidobro da un paso más amplio que los futuristas, y no se conforma con yuxtaponer los nombres, sino que le da a esta categoría gramatical un carácter aglutinante.  No sólo importa al chileno el sonido y movimiento que adquieren los sustantivos trabajados de esta forma, además existe un proceso semántico en donde se reúnen, al mismo tiempo, denotación, connotación, polisemia y ambigüedad.

jueves, 7 de mayo de 2015

Las Moradas, de Santa Teresa.

Les dejo un ejemplo de cómo redactar un comentario de textos. 

Las Moradas
Santa Teresa


En la prosa de Santa Teresa vemos un lenguaje muy sencillo, incluso reiterativo; con pocas imágenes, siendo éstas muy sencillas, de poca elaboración y un tanto simples.  Desde el principio queda muy claro que la obra fue escrita por encargo y que la autora no está contenta con la tarea, para ella es una orden que debe cumplir. Habla de sus enfermedades y sus frecuentes dolores.  Para Santa Teresa la escritura no es un don, para ella es mucho esfuerzo y duda de su capacidad para hacerse entender; de hecho ella se compara con los pájaros que aprenden a hablar, repitiendo una y otra vez lo 
mismo.  En el lenguaje e ideas expuestas hay una actitud humilde que se refleja con vocabulario común y corriente; pero además, hay una cautela por parte de la española, en dejar claro que no está en contra del sistema eclesiástico y no pretende pasar por original, extravagante o rebelde:  “Si alguna cosa dijere, que no vaya conforme a lo que tiene la santa Ilesia Católica Romana, será por inorancia y no por malicia.”
            El capítulo segundo de las Moradas Séptimas ilustra cómo el alma en su centro, alberga la morada en donde está dios, y al lograr llegar hasta ese sitio, el individuo podrá realizar un matrimonio eterno con el Señor. Santa Teresa deja muy claro que este matrimonio con la divinidad no es igual en todo al matrimonio humano, pues la unión con dios es para siempre. 
            Santa Teresa habla de dos maneras en que dios se manifiesta al alma:  Por visión imaginaria y por comulgar.  Deja muy claro que en el centro del alma ya no hay visiones imaginarias, sino intelectuales que, aunque no explica, se puede deducir que son producto de una profunda meditación espiritual. Como la autora no está segura de ser clara en sus explicaciones, hacia el final recurre al ritual de la Última Cena, y compara la unión entre hombre y dios, con la unión católica que existe con Jesucristo a través del pan y el vino.
            Por último, como Santa Teresa está explicando un procedimiento para llegar a dios, recomienda la penitencia del alma, ya que ésta, según sus palabras, brinda más deleite espiritual. El sufrimiento, el dolor, la enfermedad son vistos por ella como un obsequio de dios, y nos da una comparación sencilla: Dios está en el alma que sufre así como un rey está en su palacio, aunque haya problemas. Al final, como no tiene la certeza de que el lector dé crédito a lo expuesto, Santa Teresa deja libre el pensamiento de los demás, pues para ella es suficiente comprobar para sí todo el procedimiento que relató:  “Pensá lo que quisiéredes; ello es verdad lo que he dicho.”

            Lo que me parece más destacable de todo, es su concepción del dolor como sanación, estar con Dios o cerca de dios es sufrir por él.  No hay gozo en la vida, todo es dolor y penitencia, así es como se obtiene la claridad para llegar a la Morada más importante, en donde, según ella no todos pueden llegar.

miércoles, 11 de julio de 2012

En un abrir y cerrar de ojos


A veces podemos pasarnos años sin vivir en absoluto, y de pronto toda nuestra  vida se concentra en un solo instante.Oscar Wilde.

 


El tiempo, esa otra dimensión que no hemos podido descifrar del todo. Por naturaleza, el hombre se distingue de las otras criaturas en su capacidad de dominio y modificación de su entorno, y aunque ha organizado la medición del tiempo a su conveniencia, no ha podido escapar de su inevitable  transcurso. Desde la antigüedad, sabios, alquimistas y científicos han querido evitar o aprisionar el paso del tiempo, buscando el  elixir de la vida, la fuente de la eterna juventud, los secretos del éter aristotélico o el suministro consciente del prana, e imaginando y calculando cuáles serían las probabilidades y consecuencias de una máquina del tiempo, pues viajar al futuro o al pasado es una idea entusiasta del hombre, en su necesidad de cambiar acontecimientos dolorosos, volver a ver a sus seres queridos o enmendar errores.
Los griegos ya habían entendido perfectamente las limitaciones de la raza humana y la instauraron en manos de los dioses. El implacable paso del tiempo no fue la excepción y para explicar la fatalidad estaban las tres hermanas, hijas de la Noche, cuyo poder absoluto reinaba sobre el destino del hombre, Las Parcas: Cloto, la tejedora, que hilaba los hilos de la vida de todos los mortales; Laquesis, la medidora, que indicaba cuánto medía la vida de cada alma y, por último, Átropo, la cortadora, quien poseía las tijeras para poner fin a cada hombre.  Los griegos intuyeron y generalizaron el miedo humano al tiempo y explicaron cómo estábamos en manos de algo más grande que nosotros, imposible de controlar en su totalidad.
Los dioses se divertían jugando con el destino del hombre, incluso los semidioses gozaban de mayores privilegios que los simples humanos. Había uno de estos seres fabulosos que no jugaba con la fatalidad, a pesar de su poder y ferocidad: el cíclope Telemo, cuyo don era la videncia. Gran paradoja habitaba en su naturaleza, sin ley ni norma, antropófago como todos los de su especie; sin embargo, comprendía la incertidumbre de los hombres a quienes podía guiar en su destino; bien podía haber sentido compasión por ellos, ya que también Telemo sabía el día y momento exacto de su propia muerte, única que no podía evitar.
Ahora nosotros, en pleno siglo XXI quisiéramos tener en nuestras propias manos el tiempo, nuestro tiempo. Llevamos agendas, organizamos un calendario, programamos vacaciones, viajes, negocios y hacemos un proyecto de vida futura: ¿Qué quiero hacer? ¿Cuánto tiempo me tomará hacerlo? ¿En dónde? Ponemos fechas límite, a corto, mediano y largo plazo. Tenemos un ojo previsor que nos ayuda a organizar el tiempo futuro. Revolucionamos la tecnología y la ciencia, contamos con grandes avances médicos, investigamos la mejor manera de practicar deportes, hay dietas para todo tipo de necesidades, trabajamos, estudiamos, tenemos una familia, podemos viajar a cualquier parte del mundo, hacemos click y nos comunicamos con nuestros seres queridos que se encuentran a kilómetros de distancia; pero ignoramos en qué lapso habremos de cometer un error fatal, ignoramos en qué lapso las tijeras cortarán nuestros hilos.  Solo nos queda vivir y disfrutar. Pues ¿qué es la vida? Un instante.




La Citrina


La citrina es el cuarzo amarillo, naranja y dorado; obtiene sus colores gracias a la combinación con el hierro, es tan dura como la amatista. La palabra citrina procede del francés citron, que hace referencia a todos esos colores y también significa limón; yo la selecciono para el armado de joyería por su claridad y la intensidad de su tono amarillo. Hay citrina en Bolivia, Francia, Madagascar, India y Hong Kong.
Estoy en Rio Grande do Sul, en Brasil, por sus importantes yacimientos de citrina en sus minas y porque es más barata. Los brasileños la asocian con Sagitario y noviembre; quienes nacen en este mes portan un ejemplar de estas piedras para aumentar su creatividad y alegría, aunque yo pienso que aquí todo es fiesta. De hecho, mientras caminamos por el mercado, escucho la canción Alegría, alegría, de Cateano Veloso.  Algunos brasileños regalan juegos de broches a los matrimonios en su 13er. aniversario de bodas.
Mi guía Zé Carlos es mi surtidor de Brasil y me va a conseguir las madeiras, que son citrinas marrones o amarillo pálidas; me invita a una escuela de samba, ¡hay miles!, pero le digo que solo voy a observar. En plena calle, los bailarines hacen algunas demostraciones; algunos bailarines estudian desde los 10 años.  El secreto está en los pies.
Zé Carlos me lleva con un curandero que me va a enseñar las propiedades de la citrina. Vende aquí en el mercado, tiene hierbas, piedras preciosas y semipreciosas, pues las usa en la gemoterapia. Dice que la citrina tiene poderes mágicos y la usa para combatir enfermedades de la piel, del hígado, del estómago, del riñón y contra los malos pensamientos; el chamán ha curado la ictericia y los miedos de las personas que vienen aquí a comprar. Me regala una para aumentar mi energía, seguridad, esperanza y creatividad. Curiosamente, el chamán las usa como talismán de protección contra las macumbas de tierra y mar, unas hechiceras que practican el animismo en Brasil.
Dejamos al chamán y Zé Carlos me explica que algunas personas recurren a este cuarzo amarillo para alejar las fuerzas negativas y las plagas. Después me llevó con un encantador de serpientes que usa el poder de la citrina para tranquilizar a sus animales; fue un espectáculo impresionante, realmente las hipnotiza. Por ahora es todo, me invitaron a una feijãoada tradicional. Tengo hambre. 

lunes, 9 de abril de 2012

El ónix


Ahora quiero que me acompañen a la Presa Santa Rosa, entre Zacatecas y Jalisco porque estoy buscando ónix negro, lo cual no es muy difícil porque los lugareños saben localizarlo muy bien. Es muy común que la gente encuentre y coleccione el ónix, ónice de mármol u ónix calcáreo, aunque hay otros que lo hace a un lado en el camino; por ejemplo, vi en la región de Tequila a unos agabveros que aventaban el ónix porque lo consideran un estorbo para las pencas. Imagínense a Jalisco sin buen tequila, no sería el mismo; entonces ayudé a los agaveros a quitar las piedras. En Brasil se puede caminar en medio de la selva y de repente hallar estas ágatas, pero ahí sí necesitamos guías expertos porque la fauna en Governador Valadares puede ser muy peligrosa. El ónix se origina por la acumulación de gases volcánicos y en México hay grandes zonas volcánicas, por eso es abundante y es considerado una piedra semipreciosa.
            La calidad de ónix depende de su pulido. La mayoría de la gente cree que solo hay de color negro, pero también podemos conseguir verde, café, rojizo, blanquecino, grisáceo. Al ónix rojo, marrón y blanco se les conoce como sardónice.  En joyería y artículos de decoración es muy utilizado por la calidad de su pulido. Es una piedra opaca y generalmente es cortada en forma circular y delgada, lo que llamamos cabuchón o cabujón.
            La palabra ónix procede del griego y significa uña. El mito cuenta que Cupido le cortó las uñas a Venus con una de sus flechas, mientras la diosa dormía. Cupido dejó los trocitos de uñas por el prado y las divinidades los convirtieron en piedra para que se conservaran como parte valiosa del cuerpo de Venus. Algunos creen que portar algún dije de ónix permitirá fortalecer la conciencia de uno mismo, al tiempo de estar permanentemente protegidos. Recomiendan esta piedra a los signos de Leo y Capricornio que rige diciembre, al chakra del Plexo Solar y al del Tercer ojo y en la Antigüedad se le consideraba la piedra de los deseos, que permite la disciplina, la concentración y la razón. Yo ahora me voy concentrar con el poder del ónix y voy a empezar a pulir para checar un poco su calidad.
            Mañana voy a recolectar ónix verde.

martes, 13 de marzo de 2012

LA PERLA (Continuación)


Las manualidades con joyería con perlas son antiquísimas. En la Polinesia, además de usarlas en collares, brazaletes, diademas, anillos, dijes o aretes, también se usan como finos botones de camisa, bordadas en la ropa, adornan instrumentos musicales y se combinan con otros materiales de marquetería para jewelry home decor.
Hoy visité granjas en los archipiélagos polinesios de Tuamotu y Gambier, cuna de grandes mayoristas de perlas como Juan Domard, Koko Chaze, Juan Tapu, Jean-Claude Brouillet, Pablo Yu, Robert Wan, apodado “Emperador de la perla de Tahití” y el mayorista de Nueva York, Salvador J. Assaël. Hay más de 1000 granjas funcionando en estas dos islas, fue imposible recorrerlas todas. Entré a uno de los barcos de exportación, pero no me permitieron tocar ningún ejemplar de nácar, debido al estricto control sanitario, ya que en épocas anteriores los barcos expandieron los virus que atacan al nácar y provocaron numerosas epidemias y muertes. Yo les dije que me había vacunado contra todo y que mis manos estaban muy limpias, pero aun así no pude tocar nada.
En Occidente hay toda una tradición alrededor de las perlas; existe la historia de una famosa perla Peregrina, que fue descubierta por un esclavo en Panamá. Se trata de una lágrima con más de 400 años de edad. Cuando llegó a Europa, la Peregrina tuvo diferentes poseedores: Felipe II, Isabel de Borbón, Margarita de Austria, Maria Luisa de Parma y Napoleón III la vendió en 1848 a un inglés. La Peregrina estuvo en una importante casa de joyeros londinenses y llegó a manos de dos coleccionistas. En 1969, el actor Richard Burton la adquirió en una subasta y se la regaló a su actual propietaria, Elizabeth Taylor.
Por todo el mundo, a las perlas se le atribuyen significados negativos o positivos. Se asocian con el amor, la paciencia, la fidelidad, la pureza de mente y del alma, pero también con las lágrimas. Conocí a una granjera en Grambier que no recomendaba regalar anillos con perlas como señal de alianza o matrimonio, pues significaba mal augurio y rompimiento; en cambio, regalarlas en número impar como cuentas de un collar, aumentaba la energía. En la cultura Occidental, se relacionan con la paciencia y la feminidad; se consagran al mes de junio, al lunes y a los signos Géminis y Cáncer. 
Acompáñenme a mi próximo viaje tras las gemas preciosas.

De la serie La piedra de Biondetta, por Anabel Arriaga

LA PERLA


Si aman las joyas, aman las perlas. Tal vez son las gemas naturales más famosas del mundo; no solo por su belleza, sino por su origen y formación. Un cuerpo extraño penetra al interior de un molusco bivalvo, el cual reacciona envolviéndolo con una mezcla de cristales y conquiolina, formando la sustancia nácar. Cuando el molusco ha cubierto al cuerpo extraño con una o más capas de esta sustancia, obtenemos una perla.
En la India, Egipto y Fenicia ya usaban las perlas como adorno en collares, brazaletes, zarcillos, pendant charms, anillos y bordados en vestidos; los antiguos aztecas llamaban a la perla “epyollotli”, y también la usaban para ataviar sus vestidos y penachos.
Existen diversos tamaños, formas y colores de perlas. Para el armado de joyería en La Piedra de Biondetta es muy importante una apariencia deseable; pueden ser esferas perfectas o en forma de lágrima, de arroz o de otras semillas; también he recolectado muchas biguas o perlas sin forma. Hay perlas blancas, plateadas, rosas, verdes, azules o doradas; mis preferidas son las negras. Una perla madura, con muchas capas de nácar y bien cuidada nos puede durar un siglo o más.
Las perlas preciosas son muy importantes en joyería por su simetría y brillo. Estas gemas orgánicas no necesitan mucho trabajo para embellecerlas en los centros de capacitación, ya que sus características naturales son muy apreciadas y se utilizan en piezas de joyería clásicas y vanguardistas.
Las aguas tranquilas, templadas y frescas son las mejores para la producción de perlas. Japón, Corea y Tahití son los lugares ideales. Aquí en Tahití, por ejemplo, se pueden ver y sopesar numerosos ejemplares del nácar gigante Pinctada Margaritifera, a veces la llaman “ostra perlera de labios negros”, y puede llegar a pesar más de 5 kilos, hace algunos años encontré un nácar que alcanzaba los 9 kilos. En contraste, cuando visité unas granjas en Japón y en China, admiré la gran cantidad de los pequeños ejemplares de la Hyriopsis Schegeli, de muy fácil cultivo y debido a su precio económico es muy buscada en los mercados. Compré cientos de ellas en color crema, rosa y amarillo doradas. Mañana visitaré Tuamotu y Gambier, por ahora debo descansar.

De la serie La piedra de Biondetta, por Anabel Arriaga

domingo, 13 de noviembre de 2011

Tipos de organizadores gráficos


Cuadro sinóptico
Es un esquema o diagrama con el que puedes expresar las ideas más relevantes en forma gráfica. Con la organización de los datos puedes ratificar tu nivel de comprensión, al tiempo en que resumes y repasas las lecciones. Un esquema bien hecho cuenta con un título, apartados e ideas centrales que sintetizan cada apartado. Recuerda que es indispensable la jerarquía entre las ideas o conceptos.

                     Componentes de un cuadro sinóptico
  • Título
  • Ideas centrales
  • Estructura lógica de lo general a lo particular
  • Relación entre conceptos principales y conceptos subordinados
  • Se utilizan llaves, columnas o tablas
  • Brevedad en el lenguaje

Requisitos:

Presentación: Debes dejar algunos espacios en blanco entre concepto y concepto o dos renglones 
 de separación.   Debes enfatizar títulos y subtítulos, lo puedes hacer empleando cursivas, 
 negritas, subrayados, colores distintos, etc.


Organización: Presentación jerarquizada de la información. Orden visual para que tu información 
 sea percibida desde el primer momento.  Cada concepto o idea debe disponer de su propia línea. 
 Unidad de estilo y división, para que exista lógica distributiva


Contenido: Síntesis de ideas. Anotar los aspectos fundamentales del tema con los respectivos 
 subtemas y conceptos correlativos. 

Mapa conceptual
El mapa conceptual es una síntesis o resumen que presenta un texto, tema o clase, por lo que
previo a su realización, debes seleccionar cuidadosamente aquellos conceptos que organizarás
y pondrás en relación correcta. Posee tres elementos:

Concepto: Acontecimientos o ideas, expresadas en una sola palabra.  Siempre se escriben con mayúsculas.
Proposición: Se forma con dos o más conceptos unidos por palabras-enlace para formar unidad con significado. Siempre se escriben con mayúsculas.
Palabras enlace: Sirven para unir los conceptos y proposiciones y señalar el tipo de relación existente entre ellos. Dan unidad semántica a los elementos del mapa conceptual. Siempre se escriben con minúsculas.